Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.

Cómo calcular el finiquito por despido: Guía y ejemplos

Cómo calcular el finiquito por despido

¡Comparte este Artículo!

El finiquito es la cantidad que la empresa debe abonar al trabajador al finalizar la relación laboral. Incluye el salario pendiente, las pagas extras no prorrateadas, las vacaciones no disfrutadas y otros conceptos salariales. Este artículo explica cómo calcular el finiquito por despido. Se desglosan los elementos que lo componen y se detalla el proceso de cálculo. También aborda la impugnación del finiquito y los derechos del trabajador al finalizar el empleo.

¿Qué es el finiquito?

El finiquito es una parte fundamental en la finalización de la relación laboral entre trabajador y empresa. Consiste en la liquidación de las cantidades que la empresa adeuda al trabajador hasta la fecha de despido, finalización de contrato o renuncia voluntaria.

Diferencia entre finiquito e indemnización

Es importante distinguir entre el finiquito y la indemnización por despido. Mientras que el finiquito corresponde a las cantidades pendientes hasta la fecha de finalización de la relación laboral, la indemnización se refiere a compensaciones adicionales en función del tipo de despido.

Elementos que componen el finiquito

  • Salario del último periodo trabajado: Incluye el sueldo correspondiente al último mes laborado.
  • Pagas extraordinarias no prorrateadas: Monto correspondiente a las pagas extras no incluidas en la nómina mensual.
  • Vacaciones generadas pero no disfrutadas: Cantidad correspondiente a los días de vacaciones acumulados y no gozados.
  • Otros conceptos salariales pendientes: Incluye cualquier otro importe adeudado al trabajador, como bonificaciones o comisiones pendientes de pago.

Cómo calcular un finiquito

Al momento de calcular el finiquito por despido, es esencial revisar con detalle los diferentes elementos que lo componen para asegurarse de recibir la cantidad adecuada. Veamos paso a paso cómo realizar este cálculo:

Revisión del salario pendiente

  • Salario base y complementos: Se debe incluir el salario base correspondiente al último periodo trabajado, así como cualquier complemento salarial acordado en el contrato.
  • Horas extra no cobradas: Es importante verificar si existen horas extras trabajadas y no pagadas que deben ser consideradas en el finiquito.

Cálculo de las pagas extraordinarias

  • Parte proporcional de pagas extraordinarias: Se debe calcular la parte correspondiente de las pagas extras no prorrateadas en función de los días trabajados.
  • Última paga extra devengada: Si no se ha recibido la última paga extra correspondiente al periodo trabajado, esta debe ser incluida en el finiquito.

Determinación de las vacaciones no disfrutadas

  • Días de vacaciones generados: Calcular el número de días de vacaciones generados hasta la fecha de despido o finalización de contrato.
  • Cálculo del salario por días de vacaciones no disfrutadas: Determinar la cantidad correspondiente al salario de los días de vacaciones acumulados pero no disfrutados.

Otros conceptos a considerar

  • Bonificaciones y comisiones pendientes: Incluir cualquier bonificación o comisión acordada que esté pendiente de pago.
  • Gastos reembolsables: Verificar si existen gastos que el trabajador haya adelantado y que la empresa deba reembolsar en el finiquito.

Calculadora finiquito 2024

La calculadora de finiquito es una herramienta fundamental para determinar las cantidades a las que tienes derecho al dejar tu empleo, esta es orientativa, siempre recomendamos visitar a un experto laboralista.

¿Cuándo debe la empresa pagar el finiquito?

El momento exacto en que la empresa debe abonar el finiquito es una cuestión crucial que afecta directamente al trabajador. A continuación, se detallan los aspectos clave relacionados con este proceso.

Plazo para abonar el finiquito

Según la normativa laboral vigente, la empresa tiene la obligación de pagar el finiquito al trabajador en el momento de la finalización del contrato laboral. Este pago debe incluir todas las cantidades adeudadas hasta esa fecha, como el salario del último periodo trabajado, las pagas extras, las vacaciones no disfrutadas y otros conceptos salariales pendientes.

Consecuencias del incumplimiento

En caso de que la empresa no abone el finiquito en el plazo establecido, el trabajador puede tomar medidas legales para reclamar el pago. El no cumplimiento de esta obligación por parte de la empresa puede acarrear consecuencias graves, como sanciones administrativas o indemnizaciones adicionales a favor del trabajador.

La impugnación del finiquito

La impugnación del finiquito es un proceso que permite al trabajador cuestionar la cantidad determinada por la empresa al término de la relación laboral. Se puede impugnar el finiquito por diversos motivos y es fundamental conocer el procedimiento a seguir.

Motivos para impugnar el finiquito

  • Discrepancia en el cálculo de las cantidades adeudadas.
  • Omisiones de elementos salariales relevantes.
  • Diferencias en la interpretación de conceptos laborales.

Proceso de impugnación

Reclamación ante la empresa

Ante la discrepancia en el finiquito, el trabajador puede presentar una reclamación formal a la empresa, solicitando una revisión detallada de los cálculos y justificaciones de los conceptos incluidos.

Conciliación laboral

En casos donde la empresa no resuelve la discrepancia de forma favorable para el trabajador, se puede recurrir a una conciliación laboral, un proceso de mediación con la empresa para llegar a un acuerdo satisfactorio para ambas partes sin necesidad de recurrir a la vía judicial.

Tipos de despido y su influencia en el finiquito

Los diferentes tipos de despido pueden tener un impacto significativo en el cálculo del finiquito y en las cantidades que el trabajador pueda recibir al finalizar su relación laboral. A continuación, se detallan los diversos tipos de despido y su influencia en el finiquito:

Despido objetivo

El despido objetivo se produce cuando concurren causas económicas, técnicas, organizativas o de producción que justifican la extinción del contrato laboral. En este caso, el trabajador tiene derecho a una indemnización de 20 días por año trabajado, con un máximo de 12 mensualidades, y al cálculo del finiquito según las condiciones establecidas por ley.

Despido disciplinario

El despido disciplinario es aquel que se produce por incumplimiento grave y culpable del trabajador. En este caso, el trabajador puede perder el derecho a ciertas indemnizaciones y prestaciones, así como a determinados conceptos salariales en el cálculo del finiquito.

Despido colectivo

El despido colectivo se produce cuando la empresa realiza una extinción de contratos que afecta a un número considerable de trabajadores en un período de tiempo determinado. En estos casos, el cálculo del finiquito puede variar según lo establecido en el acuerdo de despido colectivo y en función de las condiciones negociadas con los representantes de los trabajadores.

Despido improcedente

El despido improcedente se produce cuando el juez declara que la extinción del contrato no se ha ajustado a derecho. En este caso, el trabajador puede optar entre la readmisión en su puesto de trabajo o recibir una indemnización equivalente a 45 días por año trabajado, con un máximo de 42 mensualidades, además del cálculo del finiquito correspondiente.

Despido nulo

El despido nulo se produce cuando se vulneran derechos fundamentales del trabajador o se produce discriminación. En estos casos, el trabajador tiene derecho a la readmisión inmediata en su puesto de trabajo con abono de los salarios de tramitación, así como al cálculo del finiquito correspondiente según lo establecido por ley.

Ejemplos de cálculo del finiquito por despido

Despido de un trabajador con contrato indefinido

En el caso de un trabajador con contrato indefinido, el cálculo del finiquito por despido incluirá el salario del último periodo trabajado, la parte proporcional de las pagas extraordinarias no prorrateadas, así como las vacaciones generadas pero no disfrutadas. Además, se tendrán en cuenta otros conceptos salariales pendientes, como bonificaciones y comisiones no pagadas.

Despido de un trabajador con contrato temporal

Cuando se despide a un trabajador con contrato temporal, el cálculo del finiquito será diferente. Se considerarán el salario del último periodo trabajado, la parte proporcional de las pagas extraordinarias no prorrateadas, así como las vacaciones generadas pero no disfrutadas durante el tiempo de contrato. Es fundamental revisar cualquier concepto salarial pendiente, como gastos reembolsables.

Despido durante una incapacidad permanente

En el caso de un despido durante una incapacidad permanente, el cálculo del finiquito será específico. Se deberá calcular el salario correspondiente al último periodo trabajado, la parte proporcional de las pagas extras devengadas pero no pagadas, y las vacaciones generadas pero no disfrutadas. Asimismo, se analizarán otros conceptos salariales pendientes, como bonificaciones y comisiones no liquidadas.

Derechos del trabajador al finalizar la relación laboral

Derecho a la liquidación de cantidades pendientes

Al concluir la relación laboral, el trabajador tiene el derecho a recibir la liquidación de todas las cantidades pendientes por parte de la empresa, incluyendo el salario correspondiente al último periodo trabajado, las pagas extraordinarias no prorrateadas, las vacaciones generadas pero no disfrutadas, y cualquier otro concepto salarial que esté pendiente de abono.

Derecho a la indemnización según el tipo de despido

En función del tipo de despido que haya motivado la finalización del contrato laboral, el trabajador podría tener derecho a una indemnización adicional. Es fundamental conocer las particularidades de cada tipo de despido para determinar si corresponde una compensación económica extra al trabajador, además del finiquito correspondiente.

Derecho a recurrir el finiquito

En caso de que el trabajador no esté conforme con el finiquito ofrecido por la empresa, tiene el derecho a impugnarlo y buscar una solución a través de un proceso de conciliación laboral. Es importante conocer los pasos a seguir y los recursos legales disponibles para ejercer este derecho y garantizar un proceso justo y adecuado al finalizar la relación laboral.

Consúltanos, somos especialistas.

En el ámbito laboral, es fundamental contar con el asesoramiento adecuado en situaciones relacionadas con el finiquito por despido. Consultar con un abogado laboralista puede brindar claridad y respaldo legal durante este proceso. A continuación, se detallan los beneficios de asesorarse con un especialista en derecho laboral:

¿Por qué asesorarte con Asesoría J.A Urbano?

  • Asesoramiento experto en la interpretación de la normativa laboral vigente.
  • Orientación sobre los derechos del trabajador y las obligaciones de la empresa en cuanto al finiquito.
  • Defensa legal en caso de discrepancias o conflictos relacionados con el cálculo del finiquito.
  • Asegurar que el trabajador reciba la cantidad adecuada y justa al finalizar la relación laboral.

Somos la mejor opción en tu asesoramiento laboral por despido

  • Conocimiento de los mecanismos legales para impugnar el finiquito en caso de desacuerdo.
  • Acceso a vías de conciliación laboral para resolver conflictos de forma amigable.
  • Posibilidad de iniciar acciones legales en caso de incumplimiento por parte de la empresa en el pago del finiquito.
  • Información actualizada sobre la normativa laboral y los derechos del trabajador en situaciones de despido.

Preguntas frecuentes sobre el cálculo del finiquito

¿Qué hacer si no recibo mi finiquito?

En caso de no recibir el finiquito, es importante comunicarse con la empresa para solicitar una explicación y una fecha estimada de pago. Si persiste el problema, se puede buscar asesoramiento legal para tomar las medidas adecuadas.

¿Cómo afecta mi convenio colectivo al finiquito?

El convenio colectivo puede establecer condiciones específicas sobre el cálculo y pago del finiquito, por lo que es importante revisarlo para comprender cómo puede influir en el proceso de liquidación al finalizar la relación laboral.

¿Es obligatorio firmar el finiquito?

La firma del finiquito no es obligatoria, pero su aceptación puede implicar la renuncia a futuras reclamaciones. Antes de firmar, es recomendable revisar detenidamente el documento y, si hay discrepancias, buscar asesoramiento legal.

¿Se puede reclamar una vez firmado?

Si se firma el finiquito y luego se descubren errores o discrepancias, es posible presentar una reclamación a través de un proceso de conciliación o judicial, dependiendo de la situación.

Es importante actuar con prontitud para evitar la prescripción de posibles reclamaciones posteriores.

Deja un comentario

Conozca al autor de este post.

Si tiene alguna duda sobre...
Cómo calcular el finiquito por despido: Guía y ejemplos
¡Consúltenos!

Otros Artículos...

Me pueden ingresar el finiquito sin haberlo firmado

¿Me pueden ingresar el finiquito sin haberlo firmado?

El finiquito es el documento que detalla las cantidades pendientes de pago al finalizar una relación laboral, como salarios, horas extras y vacaciones no disfrutadas. No es obligatorio firmar el finiquito y el trabajador debe valorar si está conforme antes de hacerlo. Si la empresa ingresa el finiquito sin la firma del trabajador, éste conserva

si me voy de la empresa tengo derecho a finiquito

¿Si me voy de la empresa tengo derecho a finiquito? Te lo contamos.

La baja voluntaria ocurre cuando un trabajador decide finalizar su contrato de trabajo por cuenta propia. Este acto tiene ciertas implicaciones y derechos asociados, como el finiquito. El finiquito es el pago que debe recibir el empleado al dejar la empresa, que incluye el salario pendiente, vacaciones no disfrutadas y pagas extras no prorrateadas. Qué

A partir de qué cantidad hay que declarar criptomonedas

A partir de qué cantidad hay que declarar criptomonedas: normativa 2024 España

La normativa fiscal en España establece que a partir del 1 de enero de 2024, los residentes deben declarar sus tenencias de criptomonedas en el extranjero a la Agencia Tributaria si superan los 50.000 euros. Esta obligación se extiende a todas las criptomonedas, incluyendo tanto ‘hot wallets’ como ‘cold wallets’. Los contribuyentes tienen hasta finales

¿Has hecho ya la declaración?

Solo Quedan...
Días
¡Podemos ayudarte!

No te la juegues y contacta a profesionales. ¡Nosotros la realizamos!